75899174
LD (55) 75899174
Horarios de atención
8:00 am a 6:00 pm

CONTÁCTANOS

Llena el siguiente formulario, enseguida nos pondremos en contacto contigo


Blog

23 Sep 2016 07:00

México ha dependido de los combustibles fósiles por mucho tiempo pero, actualmente, cuenta con el potencial para generar energía renovable de más de 200,000 megavatios a través de sus formas fotovoltaica, térmica, eólica, mareomotriz, nuclear, geotérmica, hidráulica y de biomasa gracias a las propuestas de la Reforma Energética.

El país cuenta con 253 centrales en operación y en construcción, para la generación de energía eléctrica con fuentes renovables además de que los proyectos de energía renovable tienen presencia en el 90% de las entidades federativas del país. Oaxaca y Veracruz son los estados con mayor número de proyectos eólicos y de bioenergía respectivamente.

En agosto de 2014, se publicaron las leyes secundarias de la Reforma Energética, las cuales consideraron la creación y modificación de 21 leyes donde destacan cuatro elementos para el sector eléctrico que impulsarán a las energías limpias:

  1. La nueva Ley de la Industria Eléctrica plantea la obligación de crear un mercado mayorista de electricidad, el propósito es crear competencia y que las tarifas del flujo eléctrico sean más accesibles para los consumidores.
  1. La obligación de tener un porcentaje mínimo de energías limpias. El objetivo fijado para el 2024 es que 35 por ciento de la generación deberá provenir de fuentes no fósiles.
  1. La reforma energética propone la creación de un operador independiente del sistema eléctrico.
  1. Impulsar la energía geotérmica.

Las tecnologías y energías renovables son impulsadas principalmente por la Estrategia Nacional y la Ley General de Cambio Climático, así como la Reforma Energética a través de sus leyes secundarias.

La Secretaría de Energía ha anunciado que espera que para el año 2018 se duplique la capacidad de generación eléctrica de fuentes renovables. Además, se ha impuesto un límite mínimo para 2024: el 35% de la energía eléctrica producida deberá venir de energías renovables o limpias.

También se ha anunciado que en cuatro años habrá una empresa nueva de energías renovables por cada cinco existentes, así como inversiones cercanas a los 8,000 millones de dólares.energía renovable

Se estima que para 2026 se logrará un alcance de capacidad total instalada superior a 30,000 MW para la generación de electricidad a partir de energías renovables. Se prevé un incremento de 20,544 MW (2012-2026) en la capacidad instalada existente, liderado por las energías eólica e hidráulica con una participación de 59 y 28%, respectivamente. Este pronóstico incluye las modalidades de servicio público, autoabastecimiento y generación distribuida.

Empresas transnacionales proveedoras de equipo y desarrolladoras de proyectos consideran a México como un destino atractivo para invertir en el sector energético. Asimismo, empresas mexicanas han diversificado sus negocios hacia este sector con proyectos en pequeña escala.

Según el informe “Energías renovables” de la Secretaría de Economía, las formas de producción de energía renovable en México se dividen en:

  • Energía eólica
    La capacidad instalada de energía eólica en operación alcanzó los 1,289 MW en 2012, de los cuales sólo el 7% es operado por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), mientras que el resto es operado a través de permisionarios bajo esquemas de autoabastecimiento, pequeños productores y productores independientes.
    Sus principales inversionistas son: Iberdrola, Acciona, EDF, Renovalia, Eyra, GSEER, Mcquaire (Preneal), Enel, Next Energy de México, Geomex, Sempra Energy. En la manufactura de equipo eólico se destacan las siguientes compañías: Acciona, Vestas, Gamesa y Siemens.
  • Energía solar
    México se encuentra entre los cinco países más atractivos del mundo para invertir en proyectos de energía solar fotovoltaica debido a que el país forma parte del Cinturón Solar con una radiación mayor a 5kWh por m2 al día. Asimismo, México cuenta con la base manufacturera de módulos fotovoltaicos más grande de América Latina.Entre las principales empresas desarrolladoras de energía fotovoltaica en el país se encuentran: Abengoa, Abener, DelSol Systems, Microm e Iberdrola.
  • Energía geotérmica
    El país se ubica dentro de los primeros cinco lugares a nivel mundial en producción de energía geotérmica. En el estado de Michoacán, la empresa francesa Alstom estableció el Clúster de Geotermia y Energía Renovable; en conjunto con los principales actores del el sector público, empresas y universidades, este proyecto tiene como objetivo contribuir a la mejora del medio ambiente y al desarrollo económico, social y tecnológico de la región.
  • Centrales hidroeléctricas
    La capacidad para la generación hidráulica es administrada tanto por el sector público (CFE) como por el privado. En 2012, la comisión registró 11,555 MW de capacidad instalada en operación, distribuido en 72 centrales. El sector privado cuenta con 17 centrales distribuidas en siete estados del país que cuentan con una capacidad instalada de 152 MW.
  • Energía de la biomasa
    En 2012, se registraron más de 62 proyectos en operación para la cogeneración y autoabastecimiento de energía eléctrica. La bioenergía cuenta con una capacidad instalada en operación de 645 MW, de los cuales 598 MW provienen de bagazo de caña y el resto, de biogás.

Inversión Extranjera Directa (IED)

México cuenta con una excelente ubicación geográfica y posee un extenso potencial de recursos renovables, por lo que resulta atractivo para la inversión extranjera. Entre 2010 y 2014, México recibió aproximadamente 45 proyectos de inversión extranjera directa en la industria de energías renovables. Los principales países inversionistas fueron España, Estados Unidos. Alemania, Dinamarca, Francia, Rusia e Israel.

En el caso de la energía eólica y geotérmica únicamente se está utilizando el 3.2% y el 2.1% de la capacidad potencial del país, respectivamente. Gracias a esto se están creando oportunidades de inversión para aprovechar de mejor forma los recursos renovables.

La Ley para el Aprovechamiento de Energías Renovables y Financiamiento de la Transición Energética (LAERFTE) establece el marco regulatorio específico para la generación de energía eléctrica con fuentes alternativas de energía. De la misma forma, el Programa Especial para el Aprovechamiento de Energías Renovables establece acciones y metas alcanzables en la capacidad instalada y la generación de energía eléctrica en el país, siguiendo los objetivos establecidos en el Plan Nacional de Desarrollo, el Programa Nacional de Energía y el Programa Nacional de Infraestructura.

En conclusión, se espera mucho de las energías renovables producidas a través de estas modalidades ya que crearán nuevos empleos, habrá más oportunidades de negocio y se satisfarán las necesidades energéticas de personas físicas y morales.